13 diciembre 2007

MONEGROS: UN NUEVO AMANECER


Así, sin medias tintas. Desde ya soy fan del nuevo proyecto. Las habrá más radicales, pero no más madrugadoras. Y además, yo no soy fan porque me vaya a quedar un dinerito del susodicho proyecto (como son muchos políticos), no. Yo soy fan porque creo en la idea. Es más, hasta me gusta. Me parece el máximo del kitch. Tanto es así que, por primera vez en los últimos diez años, encuentro verdaderos alicientes a la posibilidad de vivir permanentemente en Huesca. Como te lo digo.
Y es que Gran Scala nos abre un abanico inmenso de posibilidades. A saber:
1. Hacernos crupieres. Como cada uno de los 32 casinos estará dedicado a una temática diferente, puedes ser crupier vestida de las Mil y Una Noches, de año 3000 (os lo juro, entra dentro del campo “Futuro”), de griega o de Edad del Hierro, entre una veintena de posibilidades que abarcan todas las etapas históricas, hasta el mencionado año 3000. Y si ya se hacen turnos rotando por los casinos... me entran escalofríos de la emoción sólo de pensar en trabajar disfrazada 365 días al año. Y en sitios con alcohol!!!
Para Reyes me pido el Juegos Reunidos Geyper, para ir practicando, a ver si va a salir la oposición, y yo sin saber jugar un cinquillo.

2. Ponernos un ultramarinos. Porque las ludópatas también se dejan los Támpax en casa. Y una caja de Támpax no te saca de pobra, pero con 25 millones de turistas al año, igual te vendes un millón de cajas de Támpax (no me parece descabellado). Y, cuando acabes de vender Támpax, aftershaves y latas de olivas, pues hala, a gastarte las cuatro perras vestida de vikinga.

3. Ponernos un puticlub. En plan fino, con chicas majas y limpias, y todas cotizando y legalizadas. En esto ya tengo una posible socia.
Aclaración: Nosotras no trabajaremos de cara (ni debajo) del público. Serán las chicas. Nosotras seremos las managers del lupanar, como señalarán nuestras tarjetas de visita: “Kaktus, strategic manager de lupanar monegrino”.
Ya sé que esto parece como si yo quisiera sacar tajada. No, cariños, no. Yo lo haría por amor al arte. Porque sí. Me montaría un bareto apañao de copas, me engordaría quince kilos, me teñiría de rubio pollo y sería la típica señora de cafetería americana que lo sabe todo de todo y de todos en la ciudad. Y me llamaría Molly, y la gente me veneraría (sólo los más avispados, no los turistas). Y daría café gratis. Y en los casinos me tratarían de tú (porque me conocerían y me respetarían). Y con el tiempo me harían una serie de televisión de culto, como Los Sopranos, y sería una serie que trataría con sutil ironía y certera precisión las miserias que se esconden bajo el brillo de la bacanal monegrina. La serie se llamaría Molly’s Desert Show. Y haríamos un juego de palabras entre “postre -dessert” y “desierto-desert”, aparte de la obvia referencia al desierto interior de Molly y de los que pueblan su cafetería. En la serie (y en la realidad) mi cafetería sería el último lugar en cerrar en Los Monegros, cuando el amanecer llega al desierto, donde todos los empleados van a tomarse la copita antes de irse a casa. Y aprendería a tocar la guitarra y cantaría country con voz aguardentosa. Sólo para clientes especiales en días especiales.
Ésa sería yo, en el año 2015. En Gran Scala. En Los Monegros. Un nuevo amanecer.


12 comentarios:

burbu dijo...

Cuando hablas de tu socia de burdel no te refieres a mí, verdad, que yo lo se? La Burbu que se pudra en los madriles que a esa no la invitamos!!! Decepcionada me tienes!

kaktus dijo...

A las quisquillosas no las ajuntamos, que lo sepas. Además, ¿a qué quieres que te invitemos exactamente?

burbu dijo...

A ser socia del club! Más que nada por hacer las cuentas porque os quiero ver a vosotras dos, tu pagando el doble y dando la mitad de los beneficios al áfrica y la otra comprándoles ropa. A la ruina en dos días que os ibais a ir sin mí.

HombreRevenido dijo...

Un escritor revenido como yo necesita inspiración corrupta o corrupción inspirada. También soy fans desde ya.

La gata Lola dijo...

A mi lo que me mola del proyecto es poder casarme en una de esas capillas expres. Vestida de Elvis, o de la Flamenca del Cubitos! Qué ilusión oye!
Ves, por una boda así hasta me desharía de mi gen de la soltería... hasta el divorcio, también expressss, claro está. Y vestida de Lagarterana! Olé!

kaktus dijo...

Idea: comuna hippy -bloggers y ayegados- en Gran Scala. De esos que predican el fin de los tiempos y experimentan con LSD. Así, todo junto.

Mig dijo...

Esto es lo mas impactante que ha pasado cerca de Huesca en los ultimos años! En mi piso tambien hemos pensado en dejar nuestros trabajos y ponernos de crupier... O empezar la carrera en la policia cientifica para un futuro CSI Monegros.

buffy dijo...

Pues a mi tambien me gusta la idea, ya que no tenemos industria, por lo menos tener algo... todo lo que sea riqueza para la zona bienvenido sea no?? Auqnue no creo que aparezca mucho por los casinos, pero lo de los parques temáticos me mola...

Me mola lo de CSI MONEGROS, jajaja...

Os habeis percatado que hemos salido dos días seguidos en los telediarios nacionales?? Una por el incendio y otra por lo del scala.

kaktus dijo...

Mig: como te digo, un futuro lleno de posibilidades. Hagan juego.

Buffy: Si hace falta, yo puedo coger el coche hoy. No podemos perder este tirón informativo.

Peibols dijo...

Yo quiero ser putita!!

Pero de lujo, eh?
Que la chupo muy bien.

Aunque a HombreRe le haría un descuento.

Y a vosotras os haría una clase teórica, claro que sí!

Y en la serie Molly's Desert Show habría una jukebox con las Girls Aloud, espero.
Y a mi me interpretaría Jack el de Will & Grace.
O el niño marica de Aida.
Vale?

DelCar dijo...

Cómo va eso? Ya veo que le has buscado filón a esto del Gran Scala, creo que se nos abre un mundo de posibilidades laborales. Yo al igual que Pei me ofrezco de Pilingui de lujo, que así mato dos pájaros de un tiro, se me hará menos cuesta arriba el pago de la hipoteca, y oye, igual conozco a un multimillonario guapetón a lo Richard Gere que me saca de la calle y me compra muchos trapitos a lo Priti. Porque en el Gran Scala abrá boutiques mega fashion, no? Mira oye igual mejor me monto una una boutique, que resultará menos duro que hacer de Pilingui todas las noches.
Besos para las 3.

la maru dijo...

Pues yo me pido el puesto de cabaretera. A mí eso de hacer bolos siempre me ha llamado la atención. Ya me veo vestida de lagarterana bailando el can-can en el saloon.
Claro que si hay que echar una manita en el burdel de las amigas... a mí hacer las camas (sin clientes dentro) tampoco se me da mal.