17 abril 2008

Cocine-ando.



Cómo que no os gusta el pescado? Veréis como sí.

Comprar uno de estos peces: Dorada o Lubina
Cuando digo uno me refiero a uno por persona.
Suelen ser de piscifactoría por lo que el tamaño está preestablecido. Es decir, todos pesan aproximadamente lo mismo. Por tanto, eso nos facilita la elección en la pescadería.
La tipa de las botas de agua y guantes verdes impone, verdad? Pues hacer lo siguiente:
Lo primero coger número en la pescadería. Esto es muy importante, si no queréis esperar a que os sirvan, hasta la senectud. Cuando aparezca vuestro número en la pantalla, le decís con cara muy seria y mostrando una actitud convencida,
–Pórgame una dorada y me la prepare para hacerla a la sal-
La tipa puede hacerse la interesante y preguntaros si la queréis con cabeza o sin cabeza.
–Con Cabeza, por favor- responderéis.
Y ya habréis solventado la mayor dificultad de este plato: comprar el pez.

Una vez a solas con el pez, encenderéis el horno a unos 180º o 200º, lo mismo tiene.
Cogeréis el paquete de Sal Gorda (y aseguraros de que así lo pone en la bolsa porque no vale otro tipo de sal, por muy gorda que os parezca a vosotros).
Cubriréis la bandeja del horno con una capa de sal. Colocar el resbaladizo pez en el centro de la bandeja. Cubrir el pez con más sal. Más todavía. Un poco más. Hasta que desaparezca completamente y sólo veáis un gran montaña de sal.
Lo metéis al horno, cuando esté bien caliente, durante 10 minutos.
Sacar con cuidado la bandeja del horno y dar golpecitos con una cuchara a la sal para que se vaya soltando. Retirar toda la sal y al plato con él.


13 comentarios:

Duende dijo...

ummmm!!! A mi el pescado me gusta, pero es cuestión de pereza... y tu sugerencia es muy sencilla de hacer. Tomo nota maru

burbu dijo...

Y que haces con la cabeza??? la del pez quiero decir.

la maru dijo...

Duende por unos 4€ sale ríquisimo. Y la verdad es que es fácil.

Burbu: La tuya apoyarla en el pecho de tu chico cuando acabes de cenar ese peazo de plato. La cabeza del pez la puedes rebañar o tirar directamente. Nunca antes de asarlo porque sino entra la sal en el pez.

Carburo dijo...

O sea que en la dorada la cabeza sirve como en algunas rubias..... para nada...¡¡

OaBy dijo...

Hay forma mas sencilla de preparar el pescado? Quiza el sashimi...

engarde dijo...

Por fin podré ir a la pescadería, nunca sabía que había que hacer.
Duda: ¿con qué acompañamos al pescado?

Pitxi dijo...

buena receta Maru, aunque si le hechas un chorrito de aceite en la panza hay mas posibilidades de que se te haga bien por dentro, aun asi, esta perfecta, si ademas acompañas el pez con patatas cocidas, mmmmhhhhh

McGrau dijo...

joe... una doradita y a la hora que es... que aun no he comido...

"Peazo" lametones que le he "pegao" a la pantalla...

la maru dijo...

Carburo, no seas malo...

Obay ¿Una forma más sencilla? Si te gusta el pescado crudo...Ya sabes...jajaja

Engarde no es broma, a que impone la pescatera? Es que encima te hacen unas preguntas...que si te lo limpio, que si para cazuela o para el horno, que si con las escamas...anda a saber!

Pitxi, nunca le echado aceite y siempre se me ha hecho por dentro, pero seguro que se queda más jugosa. Sí. Buen consejo.

MCgrau, a saber qué has pillao tú, lamiendo la pantalla! Te aseguro que es mejor idea la Dorada,jajajaja

Javier Cid dijo...

que buena pinta tiene!!
Tienes que hacer como Arguiñano... te pones la camara, coges una copita de vino, y a hacer tu programa de cocina por internet "La cocineta de la Maru". Y de vez en cuando cuentas algún chiste..jejeje.

Un besito

la maru dijo...

JavierCid, gracias por tu voto de confianza pero, la verdad, no me veo. Claro que si pagan bien...a modo de sobresueldo...
Un negocio que sería buena idea sería el de cocina a domicilio... para estudiantes y ejecutivos agresivos que no tienen tiempo de ná! Les cocino y con los tuper de aquí pa allá todo el día, te imaginas.

Dina dijo...

Maru: ¿no habiamos quedado que el tema "tupper" iba a quedar aparcado definitivamente?

la maru dijo...

Dina, a mí es que me la marcha, ya me conoces, JAJAJAJAJAJAJAJA. Más me valía haber cobrado desde el principio...